CULO GRANDE, GRAN INTELIGENCIA

Estoy enganchado a los estudios sobre el ser humano, sobre el comportamiento humano, sobre el cerebro humano y sobretodo, sobre el físico humano (concretamente el físico femenino). En el momento en el que se hacen públicas las conclusiones de cualquier investigación relacionada estrechamente con cualquier aspecto de hombres, mujeres, o viceversa, allá voy yo a leerlo de cabo a rabo.

Ya sea en las revistas especializadas del sector médico, o del farmacéutico o del ámbito homeopático, no puedo evitar leer de principio a fin las conclusiones extraídas. Y si vienen ilustradas, mejor (especialmente las centradas en el físico humano, el femenino, vuelvo a insistir). El último de los sesudos estudios que he tenido la fortuna de leer tras haber caído en mis manos (es un decir) vía internet, es una investigación que lleva por título: “Las mujeres con traseros grandes son más saludables e inteligentes”.

Con semejante frase, como comprenderán ustedes, no he podido renunciar a su lectura, y mucho menos a la visualización de todos y cada uno de los gráficos e imágenes que ilustraban semejante conclusión. El profesor Konstantinos Manolopoulos, quien ha sido el autor de la investigación, dice que las mujeres que acumulan grasa en el culo tienen los niveles de colesterol y glucosa por los suelos. O sea, que mientras el colesterol y la glucosa no levanta cabeza, la grasa va de culo, mejor dicho, al culo. Y eso, por lo visto, es muy bueno ya que se reduce el riesgo cardiovascular o de diabetes, lo que incrementa la calidad de vida al tiempo que sube el rendimiento mental por la proliferación de poliinsaturados omega tres en el organismo. Por lo que además de vivir más y mejor, se vive de modo más inteligente.

El estudio revela que el número de mujeres (o de culos) examinados asciende a la cifra de 16.000, aunque no revela si esta conclusión es extrapolable a los hombres con culo grande o a aquellos que van de culo por la vida (entre los que me incluyo). Pero si lo dice el señor griego Konstantinos Manolopoulos, poca gente sabrá mejor sobre culos que un griego, digo yo, ¿no? Además, la investigación está avalada por la prestigiosa Universidad de Oxford, aunque no sé si se refiere al Oxford de Inglaterra o al Oxford de Mississippi.

Estoy convencido de que el próximo estudio llevado a cabo por la universidad de Oxford (ya sea el Oxford de Inglaterra o el de Mississippi) estará centrado en las mujeres con pechos grandes y tendrá como conclusión que las mujeres tetudas tienen mayor coeficiente intelectual. Aunque creo que en lugar de estar realizado por el griego Manolopoulos, lo hará algún profesor científico de Finlandia donde según dice la Wikipedia los pechos de sus mujeres calzan una talla 90 de sujetador (como poco). Que el sujetador lleve aro o no lleve aro, ya es tema de investigación para otro estudio. Y también para otro artículo.

Anuncios

Un Comentario

  1. Francisco Javier Borregon Diago

    Al leerlo podría tener su lógica. Menos colesterol mejor circulación sanguínea menos trombosis y menos Alzheimer. Pero la relación con inteligencia como que no la veo. Seguramente habrá catado diferentes culos para ver la calidad de la grasa. Yo que ya no tengo ni culo, deduzco que mi inteligencia esta cayendo de culo. Yo sin ningún tipo de estudio deduzco que mis dolorosas almorranas me han hecho un tío duro capaz de soportar elevadas dosis de dolor. Creo que ello me ha dado cierta inteligencia sensitiva y social hacia las situaciones reales de la vida.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s