GORDOFOBIA

El término gordofobia no está reconocido en el diccionario de la Real Academia Española de la Lengua. Aunque tampoco es de extrañar que, viendo la lentitud con la que responden los académicos a la actualización de sus sillones en lo que a igualdad de género se refiere, tengan a bien incorporar un término nuevo a su diccionario flaco en modernidad. 

Pero por ser un término no recogido en el diccionario, tampoco quiere decir que el fenómeno no exista en la sociedad ni que su verbalización sea prácticamente nula.

El mundo en el que vivo (que también es el suyo, estimado lector/a), está bombardeado insistentemente de mensajes que nos obligan a estar tan delgados físicamente como intelectualmente. Y no sólo me refiero al mundo analógico con sus vallas publicitarias, sus spots televisivos y sus páginas de prensa rosa (amarillenta, mejor dicho) que engordan contenidos con mensajes adelgazantes. También me refiero al mundo digital que cubre las pantallas con sus banners, sus landing pages y sus pop-ups también ahitados de indigestos lemas, eslóganes y palabras tan huecas como el agujero de un Donut.

Comer es imprescindible para la supervivencia. No es la primera necesidad, ni la segunda, ni siquiera la tercera, pero para algunos líderes y lideresas mediáticos de opinión unipersonal es algo que debe hacerse tal y como opinan ellos, aunque ninguno sea necesariamente dietista, endocrino, nutricionista ni mucho menos médico de cabecera con título obtenido por correspondencia.

La ingestión alimentaria más nutritiva y saludable para cuerpo, alma y mente es la lectura. Sólo a través de ella se logra adquirir un estado crítico de salud integral que permite discernir entre alimentos beneficiosos y los predicadores perjudiciales (por no usar la palabra vomitivos).

De este modo, términos como “gordofobia” sólo estarían presentes en el diccionario de modo testimonial y no en los testimonios y opiniones sin valor nutricional para el intelecto de ningún ser humano.

Un último consejo vitamínico: mastiquen bien antes de tragar todo lo que vean sus ojos y la digestión será más llevadera.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s